11,7 créditos

Buscar:

La tormenta de nieve paraliza Nueva York

 

La tormenta de nieve de los últimos días, bautizada como “Snowzilla”, ha tenido un gran impacto en la población y en los sistemas de emergencias de la ciudad.

George Contreras, paramédico neoyorquino, y autor del artículo “El Servicio de Emergencias Médicas de la ciudad de Nueva York: un servicio diferente con paramédicos al frente” que publicaremos en el próximo número de Zona TES nos ha enviado estas espectaculares fotografías que ilustran la situación que se está viviendo en la ciudad de Nueva York durante estos últimos días.

El pasado sábado 23 de enero comienza una gran tormenta de nieve en la costa este de Estados Unidos. En Nueva York se suspende el transporte público y sólo se permite circular al personal de emergencias.

 

 

Sábado 23 de enero, el paramédico George Contreras trabajando durante la tormenta.

 

 

Sábado 23 de enero, miembros de la comunidad ayudando a desatascar una ambulancia.

 

 

En la guardia del sábado 24 de enero son muchas las ambulancias que se han activado debido al gran volumen de avisos que se han recibido. En primer plano ambulancia del Hospital Wyckoff Heights Center de Brooklyn, Nueva York.

 

 

Ambulancia del FD*NY circula por la ciudad bajo la tormenta. Tan sólo se permite circular a los vehículos de emergencias.

 

 

Domingo 24 de enero, hasta los camiones de los bomberos tienen grandes dificultades para circular por algunas calles de la ciudad. 

 

 

Lunes 25 de enero. A las 4:30 h. de esta mañana las ambulancias seguían sin poder transitar por algunas calles de la ciudad.
La calle completamente cubierta de nieve que aparece en la fotografía es donde ha acudido George Contreras para atender un aviso a esa hora de la mañana.

 

 

La nieve ha alcanzado en algunos lugares hasta los 70 cm y esta es la imagen que presentaban algunas calles este fin de semana.

Volver

Revista Zona TES

Guía conducta suicida

Movilizaciones e inmovilizaciones

Zona TES Abril-Junio 2016

© 2017 Sirá Ediciones S.L.